De paseo por el Madrid de los Borbones

Al este del Madrid de los Austrias se encontraba la zona de los huertos, denominada por ello El Prado.

El Conde Duque de Olivares emprendió la construcción de un palacio para Felipe IV del que hoy sólo quedan algunos pabellones y sus jardines del Retiro.

En el siglo XVIII, Carlos III amplió la ciudad por esta zona, se erigió una puerta y se dieron forma a los cimientos de lo que más tarde sería el Museo del Prado.

Iglesia de San Jerónimo el Real

De estilo gótico, pero restaurada en el siglo XIX. En ella se celebró la boda real de Alfonso XIII con Victoria Eugenia de Battenberg en 1906. En 1975 se celebró la coronación del Rey don Juan Carlos I.

Puerta de Alcalá

Se trata del monumento más representativo del reinado de Carlos III. Sustituyó una antigua puerta barroca que mandó construir Felipe III para recibir a su esposa Margarita de Austria. Su construcción comenzó en 1769 y se prolongó 9 años.

Parque del Retiro

Lleva el nombre del antiguo palacio del que formaba parte, de él sólo se conserva el Casón del Buen Retiro y el Salón de Reinas. Hasta el siglo XVIII fue de uso real exclusivamente. En él se organizaban corridas de toros e, incluso, batallas navales. Hay dos palacios de Ricardo Velázquez; uno, el Palacio de Cristal, y el otro, el Palacio de Velázquez.

Centro de Arte Reina Sofía

Antiguo hospital de San Carlos, hoy convertido en museo, alberga una gran colección de arte dedicada, sobre todo, al siglo XX.

Museo del Prado

Conserva una extraordinaria colección pictórica española de los siglos XVII al XIX. Destacan las obras de Velázquez y Goya. Se encuentra en un edificio neoclásico que fue encargado por Carlos III en 1785 como gabinete de Ciencias Naturales.

Museo Thyssen-Bornemisza

En 1992 se instaló este museo en el palacio de Villahermosa. Al año siguiente fue donado a España. En él se encuentran las obras de arte reunidas por el barón Heinrich Thyssen-Bornemisza y su hijo Hans Heinrich.